La guerra del volumen


  • 0

    Probablemente hayáis oído hablar de la "loudness war". Es la "moda" que consiste en aumentar el volumen de la música hasta el punto de que se producen pérdidas y deja un rango dinámico de pena.

    La cuestión es que estoy buscando fuentes o medios en los que se distribuya la música sin este tratamiento. He encontrado este sitio en que el se analizan los temas de los discos comerciales y se puntúa en función del rango dinámico, pero ahí lo único que se puede consultar es el estado (penoso) de la calidad que se vende.

    De momento he descubierto que las ediciones en DVD-Audio en formato DTS no sufren este tratamiento, pero la oferta en este formato es muy limitada. ¿Conocéis alguna forma de conseguir música que no haya sufrido del maldito loudness war?

    Gracias.



  • 1

    Siento no poder ayudarte, pero me ha resultado curioso el tema, aunque algo había oído de refilón.
    Me ha dado por buscar en el enlace que pones a uno de mis artistas favoritos (Mike Oldfield) y es sorprendente ver como el tema ha empeorado hasta llegar al ultimo disco (Man un the rocks). Si es cierto que había notado una importante subida de volumen a partir de Tubular Bells III y Millenium Bell, época en la que desconocía esta "triquiñuela".

    A ver si alguien te pudiera ayudar.



  • 2

    Sin entender mucho del asunto, creo que si un productor musical determinado ha mezclado y masterizado como versión final una canción y su espectro es amplio por compresión (introducida a propósito como parte de la composición), eso es algo que llevará siempre y formará parte de la exclusividad de su trabajo, más allá de que sea o no del agrado del oyente.

    Otra cosa es que terceras personas se dediquen personalmente a expandir el espectro introduciendo compresión o duplicando pistas por superposición (o más técnicas que desconoceré seguro), como parte de remasterizaciones de canciones originales o circunstancialmente. En ese caso toca hacerse con música en formato original, la cual no esté sobretratada de esta manera, y eso generalmente es lo más costoso, porque probablemente estemos hablando de autores cuya música tenga ya más de 30 o 40 años.

    Si te refieres a localizar autores particulares cuyo "modus operandi" no sea reventar los límites del canal, ya dejando a un lado la fecha de lanzamiento, te toca indagar a oído en música original y empezar a quedarte con los que mejor lo hagan o más te agraden.

    Otro dato abrumadoramente relevante es el poder escuchar la música de calidad estandar en unos monitores de estudio decentes, con respuesta plana, que no coloreen graves, etc, etc. Ahí es cuando se descubren hasta las frecuencias que faltan, los filtros y compresiones que se aplican, e incluso se descubren instrumentos que no se aprecian en un equipo de audio casero.

    Por lo que he leído acerca de la guerra del volumen, no es tanto el formato en el que se entregue el audio, sino qué tipo de producción tiene detrás. Si el productor ha querido mantener unos decibelios limitados a la mitad o tres cuartos del rango dinámico, probablemente no distorsione en ningún caso (y si la mezcla está bien hecha). Pero si hablamos de una remasterización o simplemente de que el autor ha lanzado la versión final de una canción con una compresión brutal y un rango enorme, entonces no hay nada que hacer. Sólo queda decir que su música es buena si nos gusta, pero que en las labores de mezcla y mástering le faltó algo de acierto.

    Saludos



  • 3

    Sin haber leído más que el primer mensaje te voy a comentar que sí he visto promover una certificación sobre el tema pero era algo muy minoritario. No te obsesiones con el tema, hay estilos en los que comprimir es pecado y otros en los que sin una buena compresión no logras el cometido, no es lo mismo una orquesta o jazz que techno.

    Pilla la música que te mole, si se trata de un buen músico, lo normal es que grabe en un buen estudio donde trabajen bien :P



  • 4

    Es que la cosa tiene su miga.
    Por poner un ejemplo, tengo en vinilo la discografía de Queen y varios de JM Jarre, y sí se nota y mucho cuando los oyes en CD (los compré en su día porque decían que el sonido era mas limpio, que estaban remasterizados y tal).
    Como dice Sylver (que el jodío está puesto en todo ;D) es cosa de las productoras y añadiría parte de culpa del artista que "les deja hacer". No obstante, según vayan creciendo las protestas en contra de dicha práctica, podría darse el caso de que se volviera a un formato más equilibrado. Al fin y al cabo, a ellos les saldría más barato.



  • 5

    @whoololon:

    Es que la cosa tiene su miga.
    Por poner un ejemplo, tengo en vinilo la discografía de Queen y varios de JM Jarre, y sí se nota y mucho cuando los oyes en CD (los compré en su día porque decían que el sonido era mas limpio, que estaban remasterizados y tal).
    Como dice Sylver (que el jodío está puesto en todo ;D) es cosa de las productoras y añadiría parte de culpa del artista que "les deja hacer". No obstante, según vayan creciendo las protestas en contra de dicha práctica, podría darse el caso de que se volviera a un formato más equilibrado. Al fin y al cabo, a ellos les saldría más barato.

    ¡Te aseguro que muy poquito! :p Casi todo este asunto lo aprendí de un amigo productor que me contaba sus problemas a la hora de sacar la máxima calidad de sonido, y siempre andaba peleado con la tentación de meterle un compresor al final de la mezcla a todo el conjunto para que ganase más "presencia", que no dejaba de ser un inflado de sonido a lo bruto, y él lo sabía xD

    De hecho, cuando empecé a producir, (y sigo en nivel beta) yo también usaba el recurso de inflar el sonido al final y, efectivamente, acababa distorsionando cuando salía más allá de mi equipo :mudo:

    Saludos





Has perdido la conexión. Reconectando a Hardlimit.